jueves, septiembre 20

Corriendo a la coneja

Aquel campeonato atractivo, que era la movida social más importante a nivel deportivo en cuanto a los deportes “menores”; ese torneo con más de 1000 jugadores moviendo sus ilusiones todos los findes; el cual brindaba emociones de viernes a domingo, ahora se indica con verbo pasado. Primero las suspensiones por el mal estado del gimnasio de San Lorenzo cuando llueve o porque está ocupado en otras actividades. Después por un tema pura y exclusivamente económico, que termina en una puja de intereses, de palabras encontradas, de falta de comunicación, y a veces, de mala voluntad. Todo este combo, que involucra a los neutrales (Mario y alguno más) a los delegados de los cuadros, que son los que se ponen las pilas para ir a la Liga (dato: la última reunión faltaron la mitad de los equipos), a los jueces, jugadores, parciales, y las personas que trabajan en torno a este campeonato, toda esta movida, corre “detrás de la coneja” como dijo el profe Abreu. Nos superó un torneo que en bloque tendría que ir transitando por caminos más sólidos. Parece increíble, primero, que este éxito social de déficit. Hay mil aristas para resaltar, pero la más importante: no hay gente verdaderamente involucrada para trabajar, salvo los mismos pocos de siempre. Esto para arriba provoca: la falta de comunicación, la falta de medios de todo tipo, la falta de recursos a todo nivel.
Creo que, para hacer una autocrítica, este torneo pecó de “andar dulce”. Pasó en un par de años a tener A, B y C... algo impensado a nivel nacional. Muchos cuadros, muchos más partidos, mucha más organización por ende, más gente involucrada, más diferencias... pero los mismos pocos para trabajar, el mismo gimnasio carente de recursos, la misma reglamentación que se va puliendo con el andar, la misma falta de seguridad, etc. Obvio que se valora el esfuerzo de los que trabajan en post de este gran torneo, como no! Hay muchas cosas positivas, pero es verdad que parece desbordado de todos lados. Ojalá que se reanude, no tengo dudas que se va a solucionar, pero hay que atar cabos y mirar con otros ojos el futuro. Nosotros los que difundimos este campeonato, lo que los jugamos, queremos ver nuevamente un partidazo, un gran gol, tomar una después del partido. Pero es cierto que tenemos que ayudar más para que esto salga adelante, porque en definitiva este torneo es de todos. La verdad, esto asi, aburre. Diego Travieso.
Reacciones: